Seguidores

jueves, 21 de abril de 2011

toro

¿Qué pasa por la mente del toro cuando bañado en sangre, vapuleado, con el alma rota, confundido, iracundo, observa a lo lejos al torero con la espada apuntando hacia el?
¿Qué lo mueve a correr hacia su destino fatal?
¿Es acaso el deseo de terminar con su sufrimiento de una vez por todas?
¿Es la inocencia animal que le impide entender por completo el juego macabro en el que esta inmerso?
¿O es simplemente terminar con la fiesta taurina como está previsto?
El alma animal está cuarteada, no entiende por qué es víctima de tanta humillación y dolor.
Pero dentro de él, no puede hacer las cosas de otra manera. Su instinto lo dirige hacia su muerte. Toda esa fuerza, esa ira, ese arremeter, le impiden quedarse parado y simplemente desangrarse hasta morir. Tiene que luchar, como le dicta su casta embistiendo hasta el último momento en que la espada atraviesa su corazón.

Y heme aquí parada frente a ti, observandote desde lejos tratando de entender el juego, viendo la Espada reluciente que por fin terminará con mi dolor.
Hazlo rápido, ya quiero simplemente desplomarme y descansar.

4 comentarios:

Al Hrrera dijo...

Desangrarse con banderillas y estocadas... En definitiva, un toro así debe descansar. Pero antes, la venganza.

O al menos así lo veo.

Un gusto leerte de vuelta. Buenas lunas.

Manolo Blog dijo...

No creo que sienta ira...

Quizás sea simplemente miedo...

A G U A S A N T A dijo...

Es,horrible,la indefensión,y miles de personas aplaudiendo el que ?...matar por matar...triste muy triste...

La niña mala dijo...

No me gusta la crueldad, y mucho menos como espectáculo.
Mucho tiempo sin pasarme por aquí...
Un besito guapa

otras entradas

Blog Widget by LinkWithin