Seguidores

miércoles, 14 de enero de 2009

Improbable situación

-Preciosa, ¿sabes que estoy haciendo todo lo posible para que podamos vernos en mi casa? ¿que te parecería?

-Me encantaría la idea de comerte en tu territorio...

-Bueno, pues parece que mi mujer saldrá con los niños a comer a casa de su madre, así que si vienes, podríamos quedarnos aquí. Creo que sale en 40 minutos, ¿tú podrías venir ahora?

-Si, y te llamo cuando esté por allá.

Ya casi para llegar, me enviaste un mensaje de texto, diciendo que tal vez no podríamos vernos en tu casa, que si te podía llamar. Así lo hice, y me dijiste que tu mujer había ido al supermercado y que seguramente regresaría para dejar las cosas antes de irse con su madre, por lo que no podríamos estar en tu casa. Ella había dejado su teléfono celular en tu casa, así que no te podías comunicar con ella. Se me ocurrió para hacer tiempo, decirte que iría a hacer unas compras, y que te llamaba cuando saliera, para ver si ya había ido a dejar el super a tu casa, y se había marchado.

Me fui a la tienda de medio mayoreo, ya que quería comprar unas cajas de plástico para almacenar. Te escribí un mensaje de texto, diciendo que casi terminaba, que si tenías noticias para mi. Me respondiste que ella aún no llegaba a tu casa y que como se estaba tardando, sería mejor que te raptara.

Me dirigí hacia el área de pagar, intentando escribirte un mensaje de que en 10 minutos llegaba por allá, cuando escuché el peculiar nombre de tu hijo, pronunciado por una mujer, diciendo que se haga a un lado, porque lo van a atropellar con el carrito del super. Volteo a mi derecha, y veo a tu mujer, dirigiéndose igualmente hacia las cajas.

Me dio mucho gusto verla, ya que hacía años que no lo hacía, y diciendo su nombre la saludé, la besé y la abracé. Estando en la plática con ella, mientras me presentaba a tus hijos, el teléfono celular empezó a sonar...

Siempre, antes de llamarme, me envías un mensaje de texto preguntándome si puedo hablar, por si estoy con mi marido. Siempre me causa gracia, ya que si en algún momento no pudiera hablar, sería suficiente con que no te contestara. Sin embargo, la primera vez que no me preguntaste si me podías llamar, fue la única en que era completamente imposible que te contestara. El teléfono sonaba y tu nombre aparecía en el identificador de llamadas, mientras tu esposa estaba frente a mi, mirándome a los ojos.

Mi corazón empezó a latir rápidamente, mientras intentaba encontrar una excusa para alejarme y contestarte. Le dije que me disculpara unos momentos, que al rato la buscaba otra vez, y me alejé un poco antes de contestarte.

"Güey, estoy con tu mujer, y me estas hablando por teléfono!!!!, la tengo enfrente de mi, y suena el teléfono y eres tú!!, me siento muy rara...Creo que solamente deberíamos vernos en un lugar céntrico y de aquí alejarnos..." coincidiste conmigo, y nos vimos en mi camioneta.

9 comentarios:

Yedra y Yago dijo...

Estas situaciones son... muy estresantes. Buf, que mal se pasa!
Un beso
Yedra

XoXXeX dijo...

Una nueva situación perturbadora entre tantas otras, cada día me gustan más tus textos, perturbadores.

yotelocorto dijo...

jejeje... ¿que no habrá vivido esa furgoneta?...jejeje

Zorra Cachorra dijo...

Yedra, si fue un poco estresante... jajaja pero divertido, son cosas que no se olvidan..
beso

XoXXeX:
Me encantó que digas que mis textos son perturbadores, es cierto, de alguna manera estoy perturbada y eso se refleja en lo que escribo. Lo mejor es que son realidad. Jajajaj

Yotelocorto:
Es lo que comentaba el otro día con mi guapo, cuando compré la camioneta, y veíamos como se podían quitar los asientos, moverlos, cerrarlos y abrirlos, nunca pensé que fueran a serme utiles como apoyo para follar. jajaja

El Adorador dijo...

¡¡Vaya, vaya!! Dado que el parecido del cuento con la realidad se supone muy "intencional", como enuncia la cabecera de tu blog te felicito por dos cosas: por tu temple y tablas metida en este fregado y por lo echada para delante que me parece una persona capaz de pensar que lo ocurrido es "divertido" (como veo en una respuesta tuya a un comentario).

¡¡Caray!! Este blog debería llamarse "Diario de un adulterio bien llevado" ¡¡jajaja!! Besos Zorra Cachorra.

Zorra Cachorra dijo...

Hola El adorador.
Te parece que es un adulterio bien llevado? a veces no lo llevo tan bien...jajaja

THC dijo...

Supongo que le preguntarías a tu amiga por su marido, porque como "hace tanto tiempo que no le veo" juas, juas, juas.
Ah, ¿qué pasó luego en la camioneta?
Saludos y besitos. muak.

SEX0 dijo...

Hi, linda


Te acabamos de otorgar el premio al mejor Blog General, de nuestro Blog.

http://homenajehembra.blogspot.com/2009/01/premio-2008-mi-homenaje-la-hembra_16.html

Zorra Cachorra dijo...

THC:
Si, fue muy raro, sabiendo todo lo que le hago a su marido y todo lo que me hace... jajaja.
Al rato les escribo mas, acabo de regresar de la cogida de mi vida, jajaja

Sex0: muchas gracias por el premio! lo pondré en el blog, muchas gracias me siento muy halagada! besitos

otras entradas

Blog Widget by LinkWithin